Drifters – Cuando el estilo no compensa por la substancia

drifters-05-grande-24

GLORIOUS NIPPON STEEL FOLDED OVER 1000 TIMES CAN CUT THROUGH ANYTHING FILTHY GAIJIN GO HOME. 


Drifters tiene de protagonista a Shimazu Toyohisa, un samurái real del siglo XVI que luchó y murió en la batalla de Sekigahara. Sin embargo, en su momento de agonía, Shimazu es transportado a un mundo mágico lleno de famosos guerreros de toda la historia de la humanidad. Allí, todos estos legendarios luchadores tendrán que enfrentarse los unos a los otros en una batalla sin fin.

  • Géneros: Acción, Aventura, Comedia. Histórico, Fantasía, Seinen
  • Estudio: Hoods Entertainment
  • Director: Kenichi Suzuki (Jojo’s Bizarre Adventures)
  • Fuente original: Manga

Es difícil hablar de Drifters sin referirse primero a su antecesor, Hellsing, ya que al ser del mismo autor Drifters acarrea los mismos fallos y al contrario del susodicho tiene muy pocas maneras de compensar por estos.

Estilo sobre sustancia es la definición de los mangas de Kouta Hirano (los que no son hentai al menos) y sus adaptaciones no se quedan atrás. Hellsing Ultimate es una fiesta de explosiones, sangre, locura y grandes escenarios donde lo que importa no es si Alucard va a ganar o no, sino el cómo va a ganar, de qué manera va a brutalizar al villano de turno para luego bailar sobre sus restos. Los mejores momentos, tanto de Hellsing como de Drifters, son el equivalente a realizar una fatality en el Mortal Kombat. Hay una cierta catarsis en ver un enemigo total y completamente derrotado. Por supuesto esto tiene problemas inherentes, siendo que Alucard es completamente invencible las peleas no tienen tensión ni valor alguno más allá del espectáculo presente y cómo TODO esta orientado a desarrollar las más grandes peleas en la serie. Cuando no se encuentran en una Hellsing es de repente la serie más aburrida del universo, con diálogos que se extienden incesantemente sobre cosas que ni nos interesan ni terminamos de comprender del todo e intentos de aligerar las cosas con una comedia que no funciona e interrumpe el ritmo.

Pero estábamos hablando de Drifters

Como la manzana no cae lejos del árbol, y si bien nuestros protagonistas no son vampiros inmortales y omnipotentes, Drifters también cuenta con muy buena acción y está lleno de momentos espectaculares que al final pierden la tensión porque despues de un par de capítulos se establece que nuestro trío protagonista (Shimazu Toyohisa, Oda Nobunaga y Yoichi Nasu) es completamente invencible en una batalla debido a que son japoneses y por lo tanto son superiores al resto del universo. Drifters es raro.

Y como no podía ser de otra manera vuelva la comedia, esta vez más constante y más intrusiva e incluso rozando lo ofensivo con la inclusión de un grupo de personajes que se supone que son graciosos porque son travestis y los travestis son graciosos… o algo así. Y todo esto nos lleva al punto principal: Drifters tiene un serio problema de ritmo.
Se ve menos de esto de lo que ustedes creen

Si bien Drifters tiene estilo para dar y regalar, es muy común que la serie pegue un parón atómico solamente para tirar un chiste lo cual deja a la serie sintiéndose como un desastre de humor inconsecuente y referencias históricas incomprensibles sin la Wikipedia con a veces algún momento realmente emocionante, lo cual es una lástima porque Drifters no solo puede llegar a ser muy divertida de ver en sus mejores momentos, sino que también tiene uno de los usos del concepto de “Battle Royale de personajes históricos” mas interesante que ví hasta ahora. Un momento, ¿QUÉ?

No, en serio, al menos sobre cómo maneja su concepto, Drifters es hasta bastante inteligente. La serie de hecho logra introducir a puto ADOLF HITLER en su universo como un personaje moralmente ambiguo. H I T L E R. Y eso es con todos los personajes, algunos de los más conocidos y heroicos de la historia terminan como villanos, hasta el punto en el que se implica que YISUS CRAIST ES EL LÍDER DE LOS MALOS DE LA SERIE. Y lo mejor es que en el contexto de la serie tiene sentido. Es una muy buena vuelta de tuerca a estos personajes y juega bastante con nuestras expectativas sobre quienes se van a aliar a nuestros héroes. Por momentos, Drifters es bastante elegante.
El poder de Cristo te lo ordena.

Pero esto es solo un detalle, al final todo vuelve a los mismos problemas y las compensaciones que había en Hellsing, su animación y su banda sonora, acá están ausentes. La animación es muchísimo más estática, más que nada debido a algunos malos hábitos que Kenichi Suzuki se trajo de Jojo’s, y la banda sonora, si bien tiene buenos temas se hace difícil oírlos entre todo el ruido de fondo. Lo cual nos deja con algunas escenas espectaculares, algo de estilo y una bonita vuelta de tuerca, pero nada que lo mantenga todo junto.

 

Anuncios

2 comentarios en “Drifters – Cuando el estilo no compensa por la substancia

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s